SI QUIERES DISFRUTAR DE MI ECLIPSE, COGE ASIENTO MIRA AL CIELO Y COMIENZA A DISFRUTAR DEL MARAVILLOSO ESPECTACULO QUE TE BRINDAN LAS ESTRELLAS eclipse de luna

lunes, 23 de agosto de 2010



Mi primera respuesta a tu pregunta es otra pregunta:
¿Qué crees tú que necesitas para ser feliz?
¿Qué cosas quisieras tener para experimentar felicidad?, o
¿Que personas necesitas tener a tu lado para sentirte feliz?, o
¿Qué circunstancias necesitas que cambien para que seas feliz?

Hay personas que nunca se sienten realizadas. Muchas cosas le fastidian y le molestan. Ellos van por este hermoso mundo corriendo desesperados como un niño que afanado persigue el arco iris.

A pesar del serio esfuerzo del niño y su intento de acercarse, el arco iris parece burlonamente alejarse. Para esas personas, la felicidad siempre se haya más allá de donde ellos se encuentran.

Un joven decía: “Me casaré cuando encuentre la persona que traiga satisfacción a mi vida”. Con esa filosofía de vida algunos piensan: cuando encuentre a mi cónyuge, entonces seré feliz.

Otros que ya lo han encontrado y ya se han decepcionado, piensan: “cuando me separe, entonces seré feliz”. Algunos piensan: “cuando tenga hijos seré feliz y otros, cuando se marchen, entonces comenzará mi felicidad”.

La vida no funciona así. Podrás tener riquezas y ser infeliz, estar rodeado de las personas más amorosas y vivir las circunstancias ideales, …pero eso no quitará de ti todos tus males.

Es que la felicidad no se descubre al encontrar a la persona apropiada, …sino en ser la persona adecuada. La felicidad no está en encontrar a quien te haga feliz, …sino en aprender a traer felicidad a los que te rodean.

La felicidad la encuentra la persona que aprende a vivir sabiamente. Establece relaciones saludables, pone límites, acepta lo bueno y rechaza lo cuestionable.

Es feliz quien se acerca a las personas sin sospecha pero con prudencia y se aleja de quienes le hacen daño, sin maltratar pero con inteligencia. La felicidad la encuentra quien aprende a usar las cosas y no a las personas, quien no abusa ni permite el abuso.

No es feliz quien nunca recibe heridas sino quien sabe cómo evitarlas y, cuándo es imposible, sabe cómo curarlas.

No es feliz quien nunca tiene problemas o todo lo tiene resuelto, …sino quien cuando estos llegan los enfrenta sabiamente y cuando no puede, busca ayuda inmediatamente.

Por nuestro propio bien, dejemos de buscar la felicidad en las cosas, personas o circunstancias que nos rodean y comencemos a cambiar desde nuestro interior, las actitudes que nos están afectando.


Autor desconocido

Mar te dice al oído:

Siempre dije que la felicidad no se encuentra ni se busca la felicidad llega
a través de pequeños momentos que podemos o no identificarlos..
A veces estamos tan obsesionados con nuestro trabajo,la familia,...
que esos momentos pasan desapercibidos...
La felicidad se consigue a través de pequeños instantes..sólo hay que saber verlos
y disfrutar de ellos.
No es más feliz el que más tiene,sino aquel que disfruta de los pequeños momentos...


5 comentarios:

victoria eugenia dijo...

Me ha gustado mucho el relato y tus conclusiones. Me encanta tu blog y lo paso muy bien por aqui aunque no comento mucho por mi falta de tiempo. Mis felicitaciones. Victoria.

Nerea dijo...

Es cierto. La felicidad se encuentra en las pequeñas cosas, no se ha de buscar. Por no hablar de que puede ser algo muy distinto para cada uno. Hay que disfrutar de lo que tenemos y tratar de ser un poquito mejor y mas felcies cada dia.

Kike dijo...

Que gran verdad Mar!, te confieso que durante el breve tiempo que me llevó leer tu post sentí una gran felicidad,
Gracias por eso.
Te sigo leyendo,
Kike.

eclipse de luna dijo...

VICTORIA:

Me alegro te guste,gracias por venir me alegra tenerte por aqui.

NEREA:

Como dice una cita que me encanta, lo mas valioso no es lo que tengo sino a quien tengo a mi lado.

KIKE:

Me alegra saber que sales con buen sabor de boca de mi eclipse..gracias por venir.

Meli dijo...

Hola Mar, es un placer para mí haber entrado hoy a Las Fiestas del Castillo, ya que me sirvió de puente para llegar a este espacio, el cual me ha encantado, por lo menos la parte que he leído... tiene mucha razón cuando dice que dejemos de buscar la felicidad en las personas... realmente sí que tenemos que buscarla dentro de nosotros mismos y así nos llenaremos de lo demás... sólo debemos tener el discernimiento para poder visualizar esas cosas que por más dolor que sintamos a veces en él, ahí es donde realmente debemos concentrarnos para transformarnos y dar lo mejor de sí... NUESTRO CORAZÓN.

SALUDOS!

 
Abril 2008 | Diseñado por anita